Input your search keywords and press Enter.

Evo instruye vuelos solidarios para los afectados por deslizamientos

(CAMBIO).- Debido a los deslizamientos de tierra que se produjeron el fin de semana a la altura del sector puente Armas de Choro, en la carretera Caranavi-Yolosita, cientos de personas quedaron aisladas en uno y otro sector. Debido a esta emergencia, el presidente Evo Morales instruyó que se habilite, a partir de hoy, un avión Hércules para transportar a esa gente entre La Paz y los Yungas.

Dijo que la gente que tiene mucho apuro en salir o ingresar a dicha zona, desde hoy podrá hacerlo en  un avión Hércules desde La Paz hasta Santa Ana de Huachi-Covendo.

“He hablado con los transportistas para que habiliten sus carros y vayan a recoger pasajeros allá, productos no todavía”, señaló el Jefe de Estado en comunicación con radio Patria Nueva.

Agregó que el Gobierno brindará toda la ayuda y el apoyo a las personas afectadas por el deslizamiento y que los vuelos solidarios tendrán un costo accesible, que sólo será para cubrir el costo del combustible porque se trata de resolver lo antes posible esa emergencia.

HABILITACIÓN DEL AEROPUERTO 

Al respecto, el ministro de Defensa, Javier Zavaleta, señaló que lo antes posible será habilitado el aeropuerto de la base aérea de Covendo, que está aproximadamente a tres horas de Caranavi, además del camino para que la gente pueda llegar y salir sin contratiempos.

“Cuando esté habilitado ese camino vamos a destinar un avión Hércules militar que se adecuará a la pista. Mañana (por hoy), una vez que la pista esté limpia y el camino arreglado, anunciaremos desde dónde despegará, el itinerario y los costos”, dijo a la radioemisora estatal.

La capacidad de la aeronave es de 40 pasajeros y si no hay contratiempos climatológicos, podría hacer hasta tres viajes por día.

“Solucionaremos la transitabilidad de las personas más urgidas”.

SOLUCIÓN ESTRUCTURAL

Por otra parte, el Presidente dijo que la solución al deslizamiento que cobró la vida de 14 personas, dejó heridas a 53 (datos parciales hasta ayer al mediodía) y un número aún no confirmado de desaparecidos, va a tardar al menos dos semanas más debido a que hay que estabilizar con prioridad la parte superior.

“Lamento mucho decirlo, pero no ha habido un programa de prevención porque se trató de un movimiento geológico que requiere una solución estructural. Son como 150 metros de largo que está tapada la plataforma por la tierra. Hay distintos pedidos, como recuperar a algunos fallecidos, pero eso va a ser difícil todavía porque estarían en el río. Si no llueve, esta solución estructural demoraría dos semanas”, indicó.

Morales sobrevoló ayer la zona del deslizamiento y luego se reunió con autoridades gubernamentales y locales para conocer cuál es la situación del sector y las necesidades de la gente.

Una evaluación estructural determinó que ya no se remueva la tierra, piedras y lodo que cayeron del cerro (aproximadamente 40 mil metros cúbicos de material), porque ese movimiento ocasionaría nuevos deslizamientos, por ello se decidió reforzar el trabajo en la parte superior.
Una vez que se estabilice la parte superior del cerro y se asegure que no caiga más tierra, recién se levantará la mazamorra que tapó la plataforma.

“Primero hay que cuidar la salud de la gente. Ayer (domingo) hemos perdido una vida más por la intransigencia de la gente, ya que es riesgoso. Si sigue lloviendo habrá más deslizamientos sobre esa zona, entonces la recomendación técnica es que hay que resolver este tema primero en la serranía  realizando trabajos arriba”, señaló a los periodistas.

Recomendación a la población

El domingo, mucha gente desobedeció a la Policía y a las Fuerzas Armadas y empezó a caminar por encima de la mazamorra para pasar de un lado a otro. Este trajín ocasionó que por la tarde nuevamente caiga una gran cantidad de tierra que arrastró maquinaria pesada, mató a una persona y dejó heridas a otras cuatro.

Ante este hecho, se decidió que nadie más transite por el sector y se analiza la posibilidad de construir un paso peatonal provisional por arriba.

“Que la población entienda que es un tema de seguridad, no se arriesguen. Hay personas que quieren meterse donde hay sendas con barro, pero si hay un movimiento podría morir otra gente, la vida no se recupera. Con este derrumbe vamos a perder tiempo, pero no la vida. Hay varios carros varados con fruta, eso no podemos resolver, pero repondremos las casas, aunque las verduras y frutas no podremos resolver. Dejen trabajar a los técnicos que están allá”, dijo.

Cobertura del SOAT

Ayer por la tarde, la ministra de Salud, Gabriela Montaño, visitó a los 14 heridos que reciben atención médica en el Hospital Arco Iris para conocer el estado de cada uno.

La autoridad manifestó que como ministerio se tomó contacto con la empresa aseguradora UNIVida, a fin de lograr que el Seguro Obligatorio contra Accidentes de Tránsito (SOAT) garantice la cobertura a los heridos.

“Haremos todos los esfuerzos para cubrir la mayor cantidad de gastos que no cubra el SOAT, porque el Estado apoyará con lo que requieran”, sostuvo.

Asimismo, señaló que una persona que era atendida murió y con ella ya son 15 las víctimas fatales.

Habilitan un formulario y una línea de comunicación

Los pobladores, transportistas y pasajeros que fueron testigos de las pérdidas humanas y materiales que causaron los deslizamientos del sábado por la mañana y el domingo por la tarde aseguraron que a pesar de que se rescató a 53 heridos y se recuperaron 14 cadáveres, aún hay decenas de personas bajo la mazamorra puesto que cubrió a por lo menos nueve vehículos, entre flotas, minibuses, camiones y vehículos pequeños.

Ante esta situación, la Policía habilitó una línea telefónica y un formulario para que los familiares de los desaparecidos hagan conocer sus denuncias.

“Esperamos que se estabilicen las cifras de muertos y heridos, mientras tanto pedimos mucha paciencia a la gente que está desesperada por sus familiares. Estamos viendo con Defensa Civil brindar toda la ayuda humanitaria”, indicó el ministro de Gobierno, Carlos Romero.

A pesar de que se suspendieron temporalmente las labores de búsqueda por temor a un nuevo deslizamiento, los policías continúan buscando a sobrevivientes en el río ya que la tierra arrastró varios vehículos.

También se hace una búsqueda con drones y perros adiestrados en el rescate de personas heridas.

Bancada del MAS-IPSP cuestiona falta de ayuda del gobernador Félix Patzi

El jefe de la bancada del MAS-IPSP de La Paz, el diputado Sergio Choque, lamentó que ante los desastres naturales que se registraron el fin de semana, no sólo en la ruta Caranavi-Yolosita sino también en otras regiones paceñas, el gobernador Félix Patzi no haya brindado la colaboración inmediata a las personas damnificadas.

“Lamentablemente la Gobernación ha brillado por su ausencia este fin de semana, porque en vez de atender esta emergencia en Yungas estuvo en proselitismo”, manifestó.

Agregó que la bancada departamental del MAS-IPSP de la Cámara de Diputados pedirá un informe sobre las acciones de la Gobernación en este tema, ya que “muchos hermanos de los Yungas se vieron afectados y no recibieron ninguna colaboración de Patzi”.

Campaña solidaria

Asimismo, anunció la realización de una campaña solidaria con los diputados oficialistas y con diversos sectores sociales para ayudar a las familias que viven esa tragedia debido a causas naturales.

“Desde hoy (por ayer) le pedimos a la población que traiga vituallas y agua a la oficina de la jefatura de la bancada, en el tercer piso del edificio Bolívar”, manifestó.

Aseguró que la bancada oficialista de la Cámara Baja se ha declarado en emergencia para colaborar con todos los pobladores de la zona afectada por el deslizamiento.

“Será imposible por un tiempo que medios de transporte lleguen ahí”, manifestó.

También pidió a las entidades del Gobierno intensificar los trabajos de rehabilitación de ese tramo carretero porque hay cientos de personas varadas que no pueden llegar a sus destinos, además que no tienen agua, ropa ni alimentos.

La intransigencia e irresponsabilidad causaron el segundo deslizamiento

La irresponsabilidad e intransigencia de la gente fue la otra causa que provocó la muerte de una persona y dejó heridas a otras cinco, el domingo por la tarde en el sitio del deslizamiento, en el puente Armas.

“A pesar de que vio la magnitud del derrumbe inicial, esa gente insistió en pasar al otro lado de la carretera. Una familia de cinco miembros intentaba cruzar sobre la mazamorra, pero en ese momento fue arrastrada. A uno de los integrantes se lo encontró sin vida por Caranavi y otra menor aún es buscada”, informó un rescatista del Grupo SAR a una radioemisora yungueña.

Agregó que a pesar del dolor y la tristeza que siente, al igual que sus demás compañeros voluntarios, al ver a personas fallecidas, deben trabajar con mayor intensidad en procura de encontrar a los supervivientes.

“El domingo rescatamos a una familia en condiciones muy críticas del interior de un minibús. La mazamorra empujó el carro hasta el otro lado del río y lograron sobrevivir tres personas, mientras que una menor fue encontrada sin vida, en tanto que su hermana aún es buscada”, señaló.

En el lugar del siniestro están desplazadas varias brigadas de rescate, como el Batallón de Caballería de la ciudad de La Paz y el Batallón de Ingenieros de Caranavi.

“Como grupo de búsqueda y rescate, el domingo nos hemos dedicado a atender el segundo deslizamiento por la irresponsabilidad de la gente y no como deberíamos estar trabajando en la  búsqueda de los cuerpos”, manifestó.

Relató que a pesar de que se recomendó a las personas no pasar por el lodazal, no hicieron caso a las advertencias de las autoridades policiales y militares.

“Incluso querían agredir a quienes hicieron un cordón de seguridad. Les gritaron, les empujaron y luego pasó la desgracia. Ahora las lluvias han cesado, el cielo está despejado un poco y eso ayudará a trabajar con normalidad”, dijo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *